OMI: AUDITORIAS REMOTAS A LOS ESTADOS MIEMBROS

De acuerdo a lo informado desde la Organización Marítima Internacional (OMI), sus Estados Miembros han acordado un mecanismo de auditoría remota, dado que la pandemia COVID – 19 ha interrumpido el programa obligatorio del Esquema de Auditoría de los Estados Miembros (IMSAS).

Para prepararse para el despliegue de auditorías remotas, los representantes de los Estados Miembros asistieron a una reunión virtual (celebrada el pasado 8 de Julio) para así conocer las modalidades y cómo se llevará a cabo dicho proceso.

La reunión, a la que asistieron 56 participantes de 34 Estados Miembros, permitió el intercambio de puntos de vista con el Departamento para la Auditoría y el Apoyo a la Ejecución de los Estados Miembros; los participantes dieron la bienvenida al plan para así avanzar con el cronograma de auditorías utilizando la “auditoría remota” como alternativa a la “auditoría tradicional en sitio” (cuando ésta no sea factible).

El Consejo de la OMI, en su 125ª sesión de Julio de 2021, acordó que el mecanismo de auditoría remota podría utilizarse, como medida provisional durante la pandemia de COVID – 19, para avanzar con las auditorías.

Se proporcionará un calendario de auditoría general actualizado a la Asamblea, que se reunirá en Diciembre de 2021.

Desde el comienzo de las auditorías obligatorias de los Estados Miembros en el marco del IMSAS, en Febrero de 2016, se habían realizado 76 auditorías antes de la perturbación causada por la pandemia.

Debido a la pandemia, se realizó una auditoría en 2020 y se pospusieron las 24 auditorías programadas ya que la pandemia hizo inviables los viajes internacionales. Se espera que estas auditorías puedan ser llevadas a cabo a partir de Septiembre 2021 y ello mediante el mecanismo de control remoto aprobado por el Consejo.

Actualmente, para 2022 se planean 25 auditorías mientras que para el 2023 están programas 34 auditorías para Estados Miembros y una para un Miembro Asociado; sin embargo, existen incertidumbres en torno a los viajes internacionales y es posible que sea necesario aplazar más el calendario general de auditorías (que deberá permanecer flexible durante algún tiempo).

En 2020 y 2021, ha continuado el trabajo relacionado con las auditorías de seguimiento para los Estados Miembros que fueran auditados en 2016 y 2017.

El Plan de Auditoría de los Estados Miembros (IMSAS) promueve la implementación coherente y eficaz de los instrumentos aplicables de la Organización Marítima Internacional (OMI) y ayuda a los Estados Miembros a mejorar sus capacidades como Estados de Abanderamiento, Portuarios y/o Costeros.

La función principal de la Organización es crear un marco regulatorio para la industria del transporte marítimo que sea justo y eficaz, de aplicación universal y que promueva el transporte marítimo seguro, ecológico, eficiente y sostenible; sin embargo, los beneficios de un marco normativo de este tipo solo se podrán obtener plenamente cuando todos los Estados Miembros cumplan con sus obligaciones (tal como lo exigen los instrumentos de aquellos que son Parte).

Los “Estados Miembros” tienen la responsabilidad primordial de establecer y mantener un sistema adecuado y eficaz para cumplir con sus obligaciones como Estados de Pabellón, Estados Puerto y/o Estados Costeros (las cuales emanan del derecho internacional aplicable en la materia).

La Organización Marítima Internacional (OMI) puede ayudar a sus Estados Miembros a mejorar sus capacidades y desempeño general, para que puedan cumplir – plenamente – con los instrumentos de los que son Parte.

El Plan de Auditoría de los Estados Miembros (IMSAS) comenzó como un plan voluntario (en el año 2006) y se convirtió en una obligación convencional; su objetivo es promover la aplicación coherente y eficaz de los instrumentos aplicables de la OMI y ayudar a los Estados Miembros a mejorar sus capacidades contribuyendo, al mismo tiempo, a la mejora del desempeño global de los Estados Miembros tanto a nivel mundial como individual y de conformidad con los requisitos de los instrumentos de los que son Parte.

El Plan de Auditoría, que, como norma de auditoría, utiliza el Código de Implementación de Instrumentos de la OMI (Código III) tiene como objetivo proporcionar, a un Estado Miembro auditado, una evaluación completa y objetiva de la eficacia con la que administra e implementa los instrumentos obligatorios cubiertos por el Programa.

Las auditorías en el marco del Esquema se volvieron obligatorias el 1° de Enero de 2016, cuando entraron en vigor la mayoría de las enmiendas a los instrumentos de la Organización Marítima Internacional (OMI) que fueran adoptadas para la institucionalización del Esquema:

  • Convenio internacional para la seguridad de la vida humana en el mar, enmendado (SOLAS 1974).
  • Convenio internacional sobre normas de formación, titulación y guardia para la gente de mar, enmendado (STCW 1978).
  • Formación, titulación y guardia de la gente de mar (Código STCW).
  • Protocolo de 1988 relativo al Convenio internacional sobre líneas de carga enmendado.
  • Convenio sobre el reglamento internacional para prevenir los abordajes, enmendado (COLREG 1972).
  • Convenio internacional sobre líneas de carga (LL 1966).
  • Convenio internacional sobre arqueo de buques (ARQUEO 1969).
  • Anexo al Protocolo de 1978 relativo al Convenio internacional para prevenir la contaminación por los buques (1973).
  • Anexo al Protocolo de 1997 relativo al Convenio para prevenir la contaminación por los buques modificado en 1978.

De conformidad con las enmiendas anteriores, cada Estado Miembro, como Gobierno Contratante o Parte, es responsable de facilitar la realización de las auditorías e implementar un programa de acciones para abordar los hallazgos, basado en las directrices adoptadas por la Organización (es decir, la Resolución A.1067 (28) sobre el marco y los procedimientos del plan de auditoría de los Estados miembros de la OMI). El Secretario General de la Organización tiene la responsabilidad de administrar el plan de auditoría y las auditorías se organizan e implementan a través de un Sistema de Gestión de Calidad que cumple con los requisitos de la norma ISO 9001:2015 asegurando que las auditorías – y todas las actividades relacionadas – se realicen de acuerdo a los siguientes principios: a) soberanía y universalidad; b) coherencia, equidad, objetividad y puntualidad; c) transparencia y divulgación; y d) cooperación y mejora continua.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí