LOS RÍOS DE LA CUENCA DEL PLATA: SITUACIÓN Y PERSPECTIVAS A INICIOS DE AGOSTO

Autor: Lic. Jorge López Laborde

Como ya es costumbre del Boletín Informativo Marítimo, presentamos la situación climatológica e hidrológica previa (Julio) para los principales ríos de la Cuenca del Plata – los ríos Paraguay, Paraná y Uruguay – considerando, a tales efectos, los informes semanales publicados por la Subgerencia de Sistemas de Información y Alerta Hidrológico (SIyAH) del Instituto Nacional del Agua (INA) de la República Argentina y las previsiones para el próximo trimestre, presentadas en el informe mensual sobre “Posibles Escenarios Hidrológicos en la Cuenca del Plata durante el período Agosto – Setiembre – Octubre 2021” que, bajo la autoría de Juan Borús, Leandro Giordano, Maximiliano Vita Sánchez, Víctor Núñez, Guillermo Contreras y Andrea Pereira, también son publicadas por dicho Sistema de Información y Alerta.

De acuerdo a éste último informe:

  • Durante el mes de Julio:
    • “…persistió la normalidad de la temperatura superficial del mar (TSM) en la región del Pacífico central, al igual que las anomalías positivas sobre la costa atlántica argentina respecto a los meses anteriores” mientras que “el dipolo del océano índico (DOI) se mantuvo en fase neutral a lo largo del mes”.
    • “Para la región de las nacientes de los ríos Paraná y Paraguay se observó un patrón normal de circulación, coincidente a la estación seca de la región” y, en los primeros diez días del mes, “el índice de la oscilación antártica (AAO) se mantuvo en fase positiva …mientras que para el resto del mes osciló entre valores neutrales y negativos”.
  • Diversos modelos de pronóstico del fenómeno “El Niño – Oscilación Sur” muestran, para los próximos trimestres, “condiciones NEUTRALES”.

En este contexto, la situación previa y las  perspectivas hidrológicas resultan ser:

  • Para el río Paraguay:

En el mes de Julio se presentaron “lluvias escasas, en continuidad con los meses anteriores” y “las condiciones de sequía marcaron la tendencia descendente en los aportes a los cursos de la cuenca”. “En las nacientes y en el Pantanal el descenso fue persistente, por debajo de la franja de oscilación de aguas medias” y “en algunas secciones el nivel se aproxima a su mínimo histórico”. Por su parte el tramo paraguayo – brasileño “se mantuvo en gradual descenso durante todo el mes”.

En consecuencia, para el trimestre Agosto – Setiembre – Octubre se espera que “en el tramo compartido del río prevalezca una tendencia descendente de los niveles” y “probablemente, al final del período, se ubiquen muy próximos a los registrados en igual período de 2020, muy por debajo de los promedios correspondientes a esta época del año, considerando los últimos 25 años”.

  • Para el río Paraná:

En la alta cuenca “el panorama de sequía extraordinaria y bajante asociada en todos los cursos… persistirá en el trimestre al 31 de Octubre” y “este escenario mantiene la gravedad del más crítico registrado en la historia” ya que “la tendencia climática actualizada no permite esperar una recuperación sensible”.

El tramo argentino – paraguayo “se presentó con lluvias escasas, sobre la cuenca de aporte directo durante todo el mes” y “el aporte en ruta al tramo se mantiene en valores muy poco significativos” por lo que en cuanto a “la perspectiva climática al 31 de Octubre no se espera un cambio en el panorama” y, por otra parte, “el pronóstico meteorológico descarta una mejora sensible en el corto plazo”.

En cuanto al tramo argentino, “la tendencia climática regional define un escenario hídrico inferior a lo normal por lo menos hasta fines de Octubre”, por lo tanto, “en Agosto podrían acentuarse los niveles mínimos históricos”.

En consecuencia, para el trimestre Agosto – Setiembre – Octubre, se espera “fuerte reducción del aporte” en el tramo brasileño, un “caudal críticamente bajo” en el tramo argentino – paraguayo y una “bajante extraordinaria” en el tramo Argentino.

  • Para el río Uruguay:

Durante el mes de Julio “se observaron anomalías negativas de precipitación en toda la cuenca” aunque “el aporte del Alto Uruguay continuó sin variaciones significativas durante gran parte del mes” para luego ir “disminuyendo gradualmente hacia fin de mes conforme las precipitaciones deficitarias, la recarga prácticamente nula y el consecuente consumo del almacenamiento” siendo así que “actualmente, el volumen almacenado en los embalses más importantes se encuentra próximo o por debajo del 50% de su capacidad”. Finalmente, “las previsiones climáticas indican – mayoritariamente –precipitaciones inferiores a lo normal sobre la cuenca alta, con chances más escasas de ser normales y muy bajas de situarse por encima de lo normal”.

En consecuencia, “el escenario más probable se caracterizaría por el predominio generalizado de la tendencia al descenso, con atenuación conforme se aproxime a marcas propias de aguas bajas”. No obstante, “es posible que se produzcan cambios eventuales en la erogación del Alto Uruguay que puedan disminuir la intensidad del descenso…”

EN SÍNTESIS, para el trimestre Agosto – Septiembre – Octubre y de acuerdo al informe y los autores oportunamente indicados:

  • Desde el punto de vista climatológico, para “el litoral argentino se espera un trimestre con condiciones levemente DEFICITARIAS de precipitación. Mientras que para las regiones de la cuenca del Paraná y Paraguay se espera un trimestre con condiciones NORMALES. Para la cuenca del río Uruguay se prevé un trimestre con condiciones DEFICITARIAS”.
  • Desde el punto de vista hidrológico, “la bajante del río Paraná, de características extraordinarias, seguirá siendo motivo de especial monitoreo…” y “la perspectiva al 31 de Octubre es netamente desfavorable, con probabilidad cierta de extenderse en los subsiguientes dos meses, por lo menos”.
  • En el río Paraguay se prevé una situación de “AGUAS BAJAS Y TENDENCIA DESCENDENTE PREDOMINANTE” mientras que el río Paraná presentaría “FUERTE REDUCCIÓN DEL APORTE” en el tramo brasileño, un “CAUDAL CRÍTICAMENTE BAJO” en el tramo argentino – paraguayo y una “BAJANTE EXTRAORDINARIA” en el tramo Argentino.
  • En cuanto al río Uruguay la tendencia sería hacia el “DESCENSO”

En definitiva, para los ríos Paraguay y Paraná – como ya todos lo sabemos – la actual situación de bajante continuará y se agravará aún más…

… y tanto se agravará que desde el Instituto Nacional del Agua (INA, República Argentina) – según publicación de http://www.argenports.com.ar/ – Juan Borús, subgerente de Sistemas de Información y Alertas Hidrológicas, advierte que…

“La bajante podría seguir en 2022”.

En efecto, según Argenports, en diálogo con El Once TV, Juan Borús habría declarado:

“Desde hace tiempo estamos viendo una gran variabilidad climática que hace que se nos acorte el horizonte de pronósticos o tendencias. Lo más probable es que el último bimestre del año, también esté marcado por la continuidad de la sequía y la bajante.

Todavía no estamos con posibilidad de ver cuándo podría llegar a terminar, incluso existe cierta probabilidad que el año próximo también continuemos con una sequía predominante y por lo tanto con situaciones de aguas bajas en todo el río Paraná y río Paraguay”.

A la altura de la costa entrerriana “seguimos viendo el descenso que en breve se va a atenuar solamente porque el caudal entrante de Brasil está artíficamente estacionado desde hace varios días porque las lluvias no han sido significativas, pero se desembalsa más que antes, por lo tanto de las presas de embalse que hay en Brasil se cuentan con un poco de reservas para atenuar la bajante ahora”. De cualquier manera, estas reservas son escasas, “por lo tanto en breve se van a terminar y vamos a tener un descenso adicional, una disminución adicional del caudal de la alta cuenca que va a ir propagándose y le va a dar continuidad a la bajante que estamos esperando desde hace bastante”.

Según Argenports.com, el especialista señaló que esta bajante va a continuar y no tiene viso de terminar en las próximas semanas…

Dada la tendencia climática general que tenemos en la región, no solamente continuaría la sequía sino que además tendríamos la continuidad de la bajante, la cual tendría su piso durante el mes de octubre. Después empieza a correr un montón de incertidumbre que se tiene con respecto al clima del último bimestre del año”.

Con relación al río Uruguay, señaló que también se está sumando a esta bajante.

“Está teniendo lluvias muy por debajo de lo normal y muy probablemente en breve todo el tramo argentino del Uruguay esté en condiciones de aguas bajas”, aunque no llegaría a niveles históricos.

Fuentes:

Juan Borús, Leandro Giordano, Maximiliano Vita Sánchez, Víctor Núñez, Guillermo Contreras y Andrea Pereira (Agosto, 2021). Posibles Escenarios Hidrológicos en la Cuenca del Plata durante el período Agosto – Setiembre – Octubre 2021. Instituto Nacional del Agua (INA), Argentina

http://argenports.com/nota/la-bajante-podria-seguir-en-2022-advierten-desde-el-instituto-nacional-del-agua

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí