BUQUES QUE HICIERON LA HISTORIA: EXODOUS 1947

Autor: Francisco Valiñas

Al fin de la Segunda Guerra Mundial, por razones obvias, se acentuó la emigración de europeos de religión judía, mayormente buscando arribar a la “Tierra Prometida”, por entonces el Mandato Británico de Palestina.

Pero el gobierno de Londres no estaba dispuesto a aceptar el ingreso de nuevos colonos al protectorado y, en consecuencia, tomó medidas para impedirlo. En esas circunstancias zarpó, de Francia hacia Palestina, el buque “EXODOUS 1947”, con más de cuatro mil pasajeros judíos cuyo desembarco fue impedido por medios navales y finalizando los inmigrantes en campos de refugiados de Alemania.

El “Exodous 1947” fue construido en 1927 en el Astillero Pusey & Jones Corporation, de Wilmington, Delaware, para la Baltimore Steam Packet Company, como buque de pasajeros y cargas para operar entre Baltimore y Norfolk y puertos intermedios de la Bahía de Chesapeake.

Sus parámetros fueron: desplazamiento = 1.814 toneladas, eslora = 320 pies (98 m), manga = 57 pies (17 m), calado = 19 pies (5,70 m), propulsión = máquina alternativa de triple expansión, velocidad = 15 kn, dotación = 59 marinos.

Fue bautizado como SS “President Warfield”.

El 12 de julio de 1942 la nave fue requisada por el gobierno estadounidense, convertida en buque de transporte de tropas y cedida en préstamo al Ministerio de Guerra de Gran Bretaña. La travesía fue muy dura para la dotación, porque el buque, diseñado para las tranquilas aguas de la Bahía de Chesapeake, era poco apto para el inquieto océano. Evaluando sus pobres condiciones marineras para el Atlántico, los británicos lo destinaron a cuartel alojamiento, permanentemente amarrado a muelle en Instow, sobre el Canal de Bristol.

Finalizada la guerra en Europa, el 25 de Julio de 1945, regresó a Norfolk, Virginia, para ser retirado del servicio activo y dado de baja del Registro Naval. El 9 de Noviembre de 1946 fue adquirido para chatarra por la Potomac Shipwrecking Company y su nombre desapareció de la historia naviera.

Pero esta compañía era tan solo una oficina en Washington DC, capital de Estados Unidos, que actuaba como agente exterior del grupo político judío “Haganah” (en hebreo,  “la defensa”), una organización paramilitar de autodefensa creada en 1920 en Palestina.

Rebautizado como “EXODOUS 1947”, por el relato bíblico del éxodo del pueblo judío de Egipto a Canaán, el buque quedó bajo el control de Hamossad Le’aliyah Bet, organización clandestina dedicada a ayudar la migración de judíos a Palestina.

Zarpó de Baltimore el 25 de Febrero de 1947, con rumbo al Mediterráneo, al mando del Capitán Ike Aranne (Yitzhak Aronowicz), de tan solo 24 años, miembro de Palmach (brazo militar de Haganah) y supervisado por Yossi Harel (28 años), como comandante operacional de Haganah.

El 11 de Julio de 1947 el “EXODOUS” zarpó del Puerto de Séte, Francia con 4.515 pasajeros entre los que había 685 niños. No bien abandonó las aguas territoriales francesas, fue alcanzado por un grupo de destructores británicos, liderados por el crucero “Ajax”, que acompañaron la travesía.

El 18 de Julio, a 20 millas de la costa de Palestina, y aún en aguas internacionales (donde la Armada Británica no tenía jurisdicción), sin advertencia ni aviso previo un destructor lo embistió por el través de Estribor, abordando una partida de Infantes de Marina con órdenes de detención de todos los emigrantes.

Los pasajeros se resistieron al arresto, originándose un enfrentamiento que finalizó con la toma de la nave, tres muertos y treinta heridos de diversa entidad.

En esas condiciones, el muy dañado buque ingresó al puerto de Haifa. Al día siguiente los pasajeros fueron transferidos a otros buques para ser deportados a Francia. El 2 de Agosto arribaron a Port–de–Bouc, cerca de Marsella; donde los emigrantes se negaron a desembarcar.

El gobierno francés se negó a forzar el desembarco requerido por los británicos y, como estos no querían dar marcha atrás con el plan, se ordenó a los buques zarpar con los prisioneros hacia Hamburgo, puerto alemán en la zona de ocupación británica.

Los refugiados se encontraban en una actitud desafiante al momento en que la nave atracó en Hamburgo. Aunque mujeres y niños desembarcaron pacíficamente, los hombres tuvieron que ser sacados por la fuerza de los buques. Fueron enviados a campos de refugiados de Am Stau y Poppendorf, cerca de Lubeck.

Los candidatos a la inmigración a Palestina se alojaron en chozas y tiendas de campaña en Poppendorf y Am Satu, pero al aproximarse el invierno las inclemencias del tiempo motivaron el traslado, en Noviembre de 1947, a Sengwarden, cerca de Wilhelmshaven y Emden. Más adelante, todos fueron llevados a campos de refugiados en Chipre. Después, la mayoría de los pasajeros se establecieron en Israel, aunque tuvieron que esperar hasta el nacimiento del Estado.

Durante ese tiempo, la cobertura de los medios de comunicación de la terrible experiencia que estaban viviendo los pasajeros fue usada como argumento para poner fin al conflicto.

Los periodistas que cubrieron el evento describieron al mundo la crueldad empleada por los británicos, provocando la reacción de la opinión pública mundial ante semejante ultraje, lo que trajo como consecuencia el cambio de la política migratoria del gobierno de Londres.

El asunto llamó la atención de las Naciones Unidas para el Comité Especial sobre Palestina (UNSCOP). Según Estados Unidos, el mandato británico de Palestina era incapaz de manejar el problema de los refugiados y empujó a Naciones Unidas a actuar como mediador. El 4 de Octubre de 1946 el Presidente Truman emitió una declaración de apoyo estadounidense a la creación de un “Estado Judío viable” y, bajo esa presión, el 7 de Febrero de 1947 Gran Bretaña anunció que pondría fin a su mandato en Palestina. El resto, es historia ya conocida.

Ike Aranne, oriundo de Polonia, se radicó en Israel, donde vivió hasta su muerte en 2009, a la edad de 86 años.

Yossi Harel, nacido en Jerusalem, responsable de varias operaciones de Le–aliyah–Bet, que introdujeron cerca de 24.000 judíos a Israel, murió en su ciudad natal en 2008, a los 89 años.

Después de trasladar a los judíos a su tierra prometida, y haber sufrido las consecuencias de ello, el “EXODOUS 1947” quedó amarrado en el Puerto de Haifa, fuera de servicio por las averías del abordaje, en espera de ser reparado algún día.  Allí el olvido le comenzaría a jugar una mala pasada. Cuando por fin se inició el proceso de restauración, se constató que el tiempo y el abandono habían cobrado una cuota muy alta. En esas circunstancias, un incendio a bordo, destruyó todo hasta la línea de flotación y se hundió.

En 1974 otra vez quisieron levantar el pecio del “EXODOUS 1947”. Los restos fueron puestos a flote y remolcados, pero nuevamente se hundió. Parte del casco permaneció visible hasta mediados del 2000, cuando la ciudad de Haifa construyó allí un muelle de contenedores en la ampliación del puerto.

Los restos del buque quedaron enterrados en la obra, y por tanto inaccesibles. Existen placas o monolitos históricos sobre el “EXODOUS” en Alemania, Francia y Estados Unidos. No hay ninguno en Israel.

 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí