BRASIL BUSCA SER LÍDER REGIONAL EN INFRAESTRUCTURAS DE TRANSPORTE

En el último informe sobre competitividad global realizado por el Foro Económico Mundial (2019), la calidad de la infraestructura del Brasil cambió significativamente: los ferrocarriles mejoraron un puesto (del 86 al 85) mientras que las carreteras mejoraron 8 (del 116 al 108), los puertos 13 (del 104 al 91) y los aeropuertos 18 (del 85 al 67).

Al respecto, todos en Brasil concuerdan que la actuación del Ministerio de Infraestructuras ha sido decisiva y que el avance continua y continuará ya que en el año 2020 se entregaron 85 obras que, en el sector de carreteras, sumaron un total de 1.259 km que incluyeron el nuevo puente de Guaíba (Estado de Rio Grande do Sul), la duplicación de 43 km de la BR – 381 (Estado de Minas Gerais), 50 km de la BR – 101 (región Noreste), 37 km de la BR – 419 (Estado de Mato Grosso do Sul) y 32 km de la carretera Transamazónica (BR – 230, Estado de Pará).

Adicionalmente se concluyó con la ampliación de los aeropuertos de Foz do Iguaçu (Estado de Paraná), Fortaleza (Estado de Ceará) y Campo Grande (Estado de Mato Grosso de Sul) y a ellos debe agregarse la nueva terminal de salidas del aeropuerto de Navegantes (Estado de Santa Catarina).

En puertos se completó el muelle de Atalaia (puerto de Vitória, Estado de Espírito Santo) y otros seis pequeños puertos en la región del Amazonas.

A todo lo anterior debe agregarse la concesión de 12 activos donde los puntos más destacados fueron el arrendamientos de las terminales portuarias de Santos (Estado de San Pablo) y la renovación anticipada de los contratos de los ferrocarriles Malha Paulista, Vitória – Minas y Carajás; de esta forma se alcanzó una inversión privada de más de R$ 30.000 millones equivalentes a más de tres veces el presupuesto del Ministro de Infraestructura correspondiente al año 2020.

En los primeros seis meses del presente año (2021) – y todavía en un escenario de restricción presupuestaria, agravada por los efectos de la pandemia asociada al COVID 19 – se actuó en la reducción de la burocracia, la modernización y mejora de la logística y, también, en las infraestructuras de transporte (acuático, aéreo, ferroviario y por carretera).

En efecto, entre Enero y Junio se invirtió más de R$ 3.000 millones en diversas obras tales como la finalización del puente sobre el río Parnaíba, entre Santa Filomena (Estado de Piauí) y Alto Parnaíba (Estado de Maranhão), en la BR – 235 (un proyecto de R$ 30 millones iniciado en 2019 y concluido antes de lo previsto que puso fin a la dependencia de los servicios de transbordador para peatones y conductores e interconectó definitivamente el ambos Estados).

Según Marcelo Sampaio, Secretario Ejecutivo del Ministerio de Indraestructura:.»Durante el primer semestre de 2021, el Ministerio de Infraestructura trabajó duro para facilitar la vida de los brasileños. Hemos reducido la burocracia y aumentado la eficacia de nuestro sector. El programa de transformación digital alcanzó la marca del 100% de los servicios públicos digitales y aquí en el propio Ministerio hay 27 servicios para los ciudadanos, como la licencia de tráfico digital, la aplicación InfraBR (que proporciona información sobre los servicios esenciales en las carreteras para los camioneros) y ahora el Documento de Transporte Electrónico (DT – e) que revolucionará el sector del transporte de mercancías por carretera en Brasil, llevándolo al siglo XXI».

Incluso en un escenario adverso, durante el primer semestre del año, 29 activos públicos de infraestructura fueron concedidos al sector privado por un total de R$ 17.850 millones y el potencial de crear 338.000 nuevos puestos de trabajo (directo e indirecto).

La mayoría de las subastas de concesiones tuvieron lugar en el mes de Abril, durante la llamada “Semana de las Infraestructuras”, cuando se otorgaron 22 aeropuertos, 5 arrendamientos portuarios y una concesión ferroviaria por R$ 10.000 millones.

Según el propio Ministro de Infraestructura de Brasil, Tarcísio Gomes de Freitas, «Avanzaremos aún más en 2021” que “Será un año muy fuerte en cuanto a la realización de concesiones, arrendamientos y privatizaciones«.

En efecto, en la Edición N° 41 del Boletín Informativo Marítimo, publicada el pasado 11 de Junio, informábamos que dicho Ministro había pronosticado un importante desarrollo de las autopistas, ferrocarriles y aeropuertos de dicho país y ello gracias a una importante inversión, hasta fines del año 2022, de R$ 50.000 millones a través de diversos proyectos ya concesionados.

«Tenemos todo para convertirnos en el líder de América Latina en infraestructuras de transporte» siendo el principal objetivo de la actual gestión el “atraer inversiones” y “hacer que Brasil sea más competitivo”; a tales efectos Tarcísio Gomes de Freitas – cuyo CV publicáramos en la citada Edición (al igual que el de sus principales colaboradores) – considera que es necesario “mejorar los servicios, reducir la burocracia y conceder los bienes de la Unión a la iniciativa privada…Tenemos un sólido programa de concesiones. Los activos son buenos, la estructuración es cada vez más sofisticada y está mejorando«.

Es así que el objetivo es cerrar el año 2021 con 100 entregas de obras y R$ 100 mil millones en inversiones contratadas desde el año 2019 lo cual incluye:

  • 000 kilómetros de nuevas carreteras entre pavimentaciones, duplicaciones y reconstrucciones (que abarcan las BR 116/RS, 116/BA, 381/MG, 280/SC, 101/AL, 101/SE, 101/ES, 101/BA, 222/CE, 470/SC, 156/AP, 432/RR, 163/PA).
  • La primera privatización portuaria de la historia, la Companhia Docas do Espírito Santo (CODESA).
  • El mayor programa de concesiones del mundo.

A ello se agregan obras de movilidad urbana, la construcción de instalaciones portuarias en Amazonas y Pará, la implantación de ferrocarriles, el dragado de vías fluviales, la modernización del Puerto de Porto Velho (Estado de Rondonia) y la ampliación de los aeropuertos en Espírito Santo, Mato Grosso do Sul, Minas Gerais, Pará, Paraná y Rio Grande do Sul.

«Tenemos un proceso de transformación de Brasil que está en marcha. Vamos en la dirección correcta para mejorar la eficacia logística. Sólo con este reequilibrio de nuestra matriz de transporte podremos reducir los costes y mejorar la productividad del país», dijo el Ministro de Infraestructuras, Tarcísio Gomes de Freitas.

Por su parte, Natalia Marcassa, desde la Secretaría de Desarrollo, Planificación y Alianzas del Ministro de Infraestructuras, ha declarado «Esta transformación logística es una política pública a largo plazo, donde los cambios se notarán en 20, 30 años, el plazo general de las concesiones de activos. Estamos dando el pistoletazo de salida, planificando las concesiones dentro de unos criterios que respondan al mercado y a los intereses nacionales y transfiriendo a la empresa privada el mayor número de activos en infraestructuras».

 

Fuentes:

https://www.gov.br/infraestrutura/pt-br/assuntos/noticias/tarcisio-meta-brasileira-e-ser-o-lider-em-infraestrutura-de-transportes-na-america-latina

https://www.gov.br/infraestrutura/pt-br/assuntos/noticias/objetivo-do-governo-federal-e-encerrar-2021-com-r-100-bilhoes-em-investimento-contratado

 

 

 

 

 

 

 

 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí